Se abre paso entre el gentío

Se abre paso entre el gentío
En su mano,
una amapola

Issa

¡Qué delicado es nuestro mundo! Basta una sonrisa de alguien a quien amamos para que la vida merezca la pena. Un ceño fruncido  es suficiente para hacernos sentir que hemos perdido el cielo. En este haiku, se trasmite la idea de un hombre que lleva, cuidadosamente, su preciada flor. Pero tal emoción es la de toda la humanidad.

Issa había antes escrito: Se abre paso entre los querellantes, pero creyó, con toda la razón, que resultaba demasiado fuerte, demasiado llamativo, que esta versión le quitaba el color a la amapola.

Fuente:
R. H. Blyth. Haiku. Vol. III. Hokuseido Press. Tokyo, 1952
Versión libre: JB
Ilustración: Lucía Bordón Pardo (Lulú), que tiene 7 años
Anuncios

Una respuesta to “Se abre paso entre el gentío”

  1. Gio Says:

    extraordinario… gracias

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: