Archive for the ‘Aprender del pino’ Category

Nueva edición del Taller En Clave de Haiku

julio 3, 2017

Como parte de las actividades veraniegas programadas por la Oficina del Historiador de la Ciudad, La Casa de la Poesía convoca a una nueva edición del Taller En Clave de Haiku.

Coordinador: MSc. Jorge Braulio Rodríguez.

Lugar: Casa de la Poesía. Liceo Artístico y Literario. Plaza de la Catedral. La Habana.

Hora: 2:00 pm.

Están previstos cuatro encuentros:

4 y 18 de julio
8 y 22 de agosto

Al finalizar el Taller, los participantes recibirán un documento acreditativo emitido por la dirección de Extensión Universitaria de la Universidad de las Artes-ISA.

Los interesados que no residan en la ciudad de La Habana, pueden participar de manera virtual, si envían un mensaje a esta entrada, con los siguientes datos, que no serán publicados:

Nombres y apellidos.
No. de Carnet de identidad
Dirección postal
Dirección electrónica

Una vez recibidas estas informaciones, el coordinador se comunicará con cada interesado para perfilar los detalles de su participación.

Cualquier otra aclaración, a través de un mensaje a esta entrada.

El Haiku desde la mirada de niños cubanos

julio 12, 2015

haiku desde los niños

 

Una singular muestra de la poesía tradicional japonesa del Haiku se hizo presente en La Habana, a través de la mirada de adolescentes cubanos, que en pintura y poemas supieron captar el ancestral espíritu nipón sobre la sensorialidad de la naturaleza.

Y no podía ser mejor el homenaje a Matsuo Bashō (nacido como Matsuo Kinsaku, Ueno, 1644 – Osaka, 28 de noviembre de 1694), el poeta más famoso del período Edo de Japón, quien durante su vida fue reconocido por sus trabajos en el Haikai no renga y considerado como uno de los cuatro grandes maestros del Haiku, junto a Yosa Buson, Kobayashi Issa y Masaoka Shiki. Bashō cultivó y consolidó el Haiku con un estilo sencillo y con un componente espiritual.

Precisamente la galería de arte comunitario Espacio Altamira, en la urbanización capitalina de El Vedado, acoge sobre sus paredes los poemas y las pinturas sobre estos realizadas por las miradas tiernas e inquietas de Leyanis Arbolaez Rodríguez, Lucía Bordón Pardo, Olivia Peña Casanave y Paula Peña Casanave, de la escuela secundaria básica Guerrilleros de América, de Plaza de la Revolución, que integran el Taller “En clave de Haiku”, dirigido por el profesor Jorge Braulio Rodríguez, decano de la facultad de artes visuales del Instituto Superior de Arte (ISA).

Braulio Rodríguez señala a Granma Internacional que el Taller está diseñado como una actividad complementaria para la formación de valores en niños y jóvenes interesados por el arte en sus distintas manifestaciones.

Puntualiza en particular que los procesos sensitivos, intelectuales y expresivos que acompañan la creación y apreciación critica de este género poético, nacido en Japón en el siglo XVII, resultan afines con aquellos que construyen el trasfondo poético de la plástica, el teatro, la música, la danza y el audiovisual.

 

Haiku desde los niños 1

 

Al preguntársele por esta sorprendente forma de expresión nipona, nuestro interlocutor explica que el Haiku tradicional es, por su propia índole, una peculiar opción para desarrollar capacidades de lectura, a partir de las vivencias personales, del contacto con la naturaleza. “Aquí el poeta le presta su voz a la naturaleza para que esta se exprese”, acota.

Indica que una denominación clásica postula que el “Haiku es simplemente lo que está sucediendo en este momento en este lugar…”; partir del aquí y ahora, como puntos de arranque para la creación; mantenerse alerta frente a las disímiles incitaciones de los mundos que somos y construimos son solo algunas de las muchas posibilidades al alcance de quienes transitan los senderos del Haiku.

Significa que Octavio Paz, Premio Nobel de Literatura en 1990, nos recuerda cómo a partir de Bashō, “el Haiku se convierte en la anotación rápida, verdadera recreación de un momento, exclamación poética, caligrafía, pintura y escuela de meditación, todo junto”.

El Decano de la facultad de artes visuales del ISA tiene la intención de extender este Taller a otras escuelas, esfuerzo que considera importante en la educación artística de niños y jóvenes, y que será “la base después del edificio de la ética y los valores que en ellos queremos sembrar y desarrollar”, afirma.

Así pues quienes visiten la galería de arte comunitario Espacio Altamira encontrarán un ambiente de sensibilización plástica y literaria; como una posibilidad para sentir, reflexionar y sentir una vez más, espiral insaciable que libera.

Fuente: Granma Internaciona

Más acerca de esta muestra…

 

El Samandar y la Rana

agosto 13, 2014

Samandar 1

II Concurso Internacional de Haiku El Vuelo de Samandar

y Premio especial para niños La rana de Basho

 

La Casa de la Poesía y La Casa de Asia, pertenecientes a la Oficina del Historiador de la Ciudad, con el apoyo del Instituto Cubano del Libro y el grupo de Artesanos Artistas Yadegar, dentro del marco de la Feria Internacional del Libro de La Habana y en saludo a la Semana de la Cultura Japonesa, convocan al II Concurso Internacional de Haiku El Vuelo del Samandar. Dicho concurso se regirá por las siguientes bases.

1- Podrán participar todos los escritores nacionales y extranjeros residentes o no en el país, cuya obra sea escrita en idioma español, sin límite de edad.

2- Cada autor concursará con cinco Haikus inéditos, de tema libre, que respeten o se asemejen en la medida de lo posible a la métrica de esta forma estrófica, no publicados ni premiados en otros certámenes.

3- El conjunto se recibirá en formato digital, por correo electrónico con las siguientes características: un solo documento adjunto de Word que contenga los cinco haikus y al final los datos del autor (nombre y apellidos, país, fecha y lugar de nacimiento, edad, teléfono, dirección particular y dirección electrónica). Seguido de los datos, los autores presentarán una breve ficha biográfica en no más de cinco líneas. Tanto los textos como los datos y la ficha aparecerán en letra Times New Roman 12, con interlineado 1.5, y serán enviados a la dirección, poeta@patrimonio.ohc.cu No se admitirán archivos en formato PDF.

4- Se otorgarán dos premios de igual categoría y dos menciones, además de un premio especial otorgado por el grupo de Artesanos Artistas Yadegar, y un premio a la mejor colección de haiku presentada por un autor cubano. En caso de considerarlo necesario, el jurado  tiene la facultad de declarar los premios desiertos.

5- Los premios consistirán en veinte ejemplares de los cuadernos promocionales con las obras del autor, libros de Ediciones Boloña y del Instituto Cubano del Libro y piezas artísticas elaboradas  por artesanos y artistas del Grupo Yadegar.

6- La edición promocional de los conjuntos de obras premiados será presentada en la Casa de la Poesía  como parte del proyecto de promoción y difusión de la obra de artistas noveles que desarrolla este centro cultural.

7- La convocatoria del concurso se abrirá a partir del mes de febrero en el marco de la Feria Internacional del libro de La Habana,  y los trabajos serán admitidos hasta el día diez de septiembre de 2014.

8- Sólo serán contactados los participantes en el concurso que resulten premiados.

9- La ceremonia de premiación tendrá lugar en La Casa de la Poesía  en el mes de noviembre, coincidiendo con la Semana de la Cultura Japonesa que se celebra cada año en Cuba.

10- La participación en el concurso implica la aceptación de sus bases.

 

Premio especial para niños La rana de Basho

Para incentivar la creación poética desde edades tempranas, La Casa de la Poesía abre esta convocatoria para niños con las siguientes bases:

I.     Podrán participar todos los niños que lo deseen, menores de 12 años.

II.   Se concursará con un haiku escrito en idioma español.

III.  El haiku se presentará manuscrito sobre papel y será entregado en la Casa de la Poesía o enviado por correo ordinario a: Calle Muralla no. 63 entre Oficios e Inquisidor. No se admitirán obras en formato digital.

IV.  Se entregarán tres premios de igual categoría y tantas menciones considere el jurado.

V.   El premio consistirá en la entrega del haiku tallado sobre madera, obra de los artesanos artistas del grupo Yadegar, libros de la Oficina del Historiador y el Instituto Cubano del Libro, así como reconocimiento público en la escuela del niño.

VI.  El plazo de admisión cierra el diez de septiembre de 2014 y los resultados se entregarán en la misma ceremonia que el premio principal.

Butoh Space Dance en Cuba

abril 14, 2013

El regreso a la génesis desde la tierra del sol naciente

Por: Alejandro Ruiz Chang • La Habana, Cuba
Fotos: Néstor Martí, Leanny M. Pintado Infante

En la aurora del siglo XXI nadie pone en duda el sincretismo esencial de nuestro pueblo. La Habana, síntesis y catalizador de este proceso, hace por estas fechas alarde de su condición mestiza, multicultural y exótica. Vivir la Habana Vieja es una de las más seductoras propuestas que nos traen estos días de abril, cuando la danza asume la magia de la ciudad de la estática milagrosa. Nos llegan los frescos aires de más de 18 países, pero son los misterios del Japón los que nos motivan e intrigan en la presente entrevista.

El Butoh —técnica de origen japonés— se nos presenta como intento por rescatar lo primigenio, lo sustancial y hacerlo arte, como una manifestación que no enajena al artista de sus circunstancias, pero que busca más que mímesis, núcleo, verdad. Esta técnica danzaria invita a ser espectadores posmodernos y sin necesidad de correr los telones de los teatros. Su arte está en la calle y se aventura a experimentar con el Butoh en este XVIII Festival Internacional de Danza en Paisajes Urbanos. Habana Vieja. Ciudad en Movimiento.

1 danza18

Tetsuro Fukuhara se acerca a la más grande de las islas del mar Caribe con una propuesta totalmente diferente a lo que sus moradores están acostumbrados, ya desde lo danzario, ya desde lo filosófico. Toda nueva promesa estética, todo intento de cambio de lo formal, encierra en sí un cambio de conceptos, de esencia y el Butoh no se libra de estas pretensiones.

Fukuhara es bailarín experimental de Butoh, a la vez que coreógrafo, escritor y director de Butoh Space Dance; compañía fundada en 1990 con el apoyo de la Fundación Japón, y que realizara ese año su debut en París y Berlín.

El proyecto Butoh ha estado en constante gira mundial por Turquía, Francia, EE.UU., Italia, Tailandia, Reino Unido, Chile y Alemania, entre otros países, donde logró una exitosa acogida en festivales danzarios de esas regiones. En medio de su primera visita a la Isla y en un espacio colmado de bailarines ansiosos por conocer su propuesta, Tetsuro accedió a esta conversación para develar algunos de los misterios del Butoh, materia pendiente para todos los amantes del baile antes de su llegada a Cuba.

¿Qué es el Butoh?

El Butoh sale a la luz luego de la bomba de Hiroshima, como una protesta por esos cuerpos mutilados, resquebrajados. Es la representación de lo que había sucedido, y bajo esos cánones se hace presente en otras partes del planeta, aunque es muy poco conocido.

Es un paso desde el interior. Se trata, también, de la autorrealización a través del cuerpo de la persona. La técnica directa. La danza original. Es una recuperación de la naturaleza en la humanidad y el renacimiento de un cuerpo intoxicado, que de alguna manera se ha perdido en el mundo contemporáneo.

Propone que todo ser humano puede bailar. El cuerpo se pinta de blanco, por lo general, y asume este aspecto de muerte. Pero no solo engloba el fin de la existencia, sino también la vida, la filosofía oriental que en el fondo aborda todo: la muerte y la vida, el sufrimiento y la alegría, la felicidad y el llanto.

2 danza13

¿Cuál es el significado de “Danza Espacio”?

Es un nombre de danza y diseño —basado en Butoh— que hace aparecer un órgano de conciliación y su entorno en el espacio. En ella, el cuerpo no es una herramienta para la expresión de una historia, sino que es la historia misma.

Propone una colaboración entre danza, arquitectura y el diseño de la información, que utiliza el “tubo” como espacio para crear un concepto propio. Un espacio que nos permite encerrar nuestra información, otorgarle un sentido a cada propuesta.

¿Qué representa el “tubo” dentro de su propuesta?

Es una nueva forma de comunicación y conciencia sobre la base de la danza Butoh. Pretendo hacer una danza en el espacio del movimiento del “tubo”    —una tela blanca de 10 metros de largo por 1.5 metros de altura, hecha con un material especial de estiramiento, que está suspendida por cuerdas—, que se utiliza como un objeto arquitectónico donde los participantes experimentan el movimiento a través de ese espacio.

Establece una relación íntima con el espacio en la que se percibe una nueva consciencia respecto al propio cuerpo. En esta situación ingrávida se recupera su facultad de recibir energía desde la naturaleza, lo que ayuda a retomar una conexión más profunda con el medio ambiente, y realizar un enlace que se ha extraviado en el hiperconectado mundo contemporáneo.

3 danza15

¿Cómo se inicia Ud. en la práctica del Butoh?

Soy de la segunda generación de Butoh, de Japón. Los padres fundadores, Tatsumi Hijikata y Akira Kasai, fueron mis maestros y llevaron el Butoh desde lo que para ellos era la raíz del ser humano, los inicios: el vientre materno.

En un principio, la idea giraba sobre cómo desplazar las técnicas ya incorporadas, despojarse de ellas y volver a la esencia del hombre. Es un movimiento que va retornando hacia algo más primitivo, algo más puro. Intento llegar más atrás de ese vientre materno: a la célula, al origen, a lo más remoto, para lo que cada cual depende de sus creencias y vivencias. En este aspecto, la visión de Oriente es bien amplia.

¿Cuáles son sus intenciones con este proyecto?

Ahora mismo pretendo llevar a cabo esta técnica por todo el mundo para salirnos un poco del ambiente oriental, y hacerlo no solo para el campo artístico, sino también para un público más amplio. Quiero incluir a niños, estudiantes, empleados de oficinas, personas de avanzada edad, discapacitados, y hacerlo en espacios tan variados como museos, universidades, escuelas, centros de bienestar social o la calle. Todos pueden tener el mismo interés hacia este espacio y lograr sacar fuera un “yo” interior que, muchas veces, no se expone abiertamente.

¿Qué propuesta trae al Festival?

Traigo tres exhibiciones, en el espacio de la galería Factoría Habana. Además, imparto dos talleres sobre la Danza Espacio —uno para niños y otro para adultos, en el mismo lugar de las presentaciones—, en la mañana y la tarde. Estos encuentros están diseñados para comunicar mi experiencia e instar a que todos los asistentes entren en el espacio del “tubo” para disfrutar las suyas.

Con los adultos, pretendo reclutar intérpretes para la Escuela de Danza Espacio en Tokio. La idea es también reconocer la mirada que tienen acá los bailarines y qué se puede rescatar de su memoria corporal.

El trabajo con niños tiene la intención de recuperar ese cuerpo puro que ellos tienen, una expresión que no lleva caretas. Son muy arriesgados y se comunican de forma muy liberal. A veces, son más creativos que uno mismo y lo hacen de forma inconsciente, lanzándose a la experimentación.

En los dos casos, indago en la búsqueda de esa espiritualidad que requiere despojarse de técnicas, en el fondo, ser uno mismo.

¿Cómo piensa que acogerá el público cubano su propuesta?

La propuesta depende de la interpretación que le dé cada uno. Del sentido que se le da a ese camino en blanco por el que se atraviesa. Es un recorrido del movimiento más interno, casi imperceptible, hasta conectarse con el universo.

Puede gustar a algunos, a otros no; pero eso sucede con todas las manifestaciones artísticas. Como dije, depende del estado de ánimo que se tenga cuando te enfrentas a este tipo de performance —si es que se puede llamar así, porque en Oriente el Butoh es Butoh, no es danza, ni teatro, ni todos esos estereotipos en los que se tiende a encasillar a las cosas acá en Occidente.

3 danza17

¿Algún interés especial en acercar el Butoh a Cuba?

El pueblo cubano tiene mucho que decir y el arte es una vía propicia para esto. El Butoh es una manera de viajar al interior de los sentimientos, a la esencia del ser humano y creo que puede ser muy provechoso para que el público saque afuera lo que siente, lo que quiere expresar.

El cubano lleva la danza en su naturaleza y eso es importante para realizar este viaje. Con esto ya tiene una buena parte del proceso adelantada, a diferencia de otras culturas. Por tanto, va a ser bien fácil que se logre comunicar, identificar con esta práctica.

Cuba es muy interesante en ese sentido, y el contexto del Festival es propicio para ello. Este ambiente de baile, donde el público se mezcla con el arte, con la ciudad, donde cada movimiento se une a su contexto real, es increíble y no lo he percibido en ninguna otra ciudad. Eso es lo que hace único a este pueblo cercado de mar.

Fuente: La Jiribilla

Mística, ética y ecosofía

abril 3, 2013

Los Abuelos1

Entre religión y ecología se da un estrecho vínculo. Los calendarios litúrgicos reflejan los ciclos de la naturaleza. Toda religión expresa el contexto ambiental que le dio origen. Los hebreos, y en general los pueblos semitas, vivían en regiones inhóspitas, desérticas, lo que los llevó a desarrollar el sentido de lo sagrado centrado en la trascendencia. Donde la naturaleza es exuberante, como en los trópicos, se acentuó la inmanencia de lo sagrado. Todo el entorno geográfico y climático influye en la relación religiosa que se tiene con la naturaleza.

 El cristianismo tuvo su origen en áreas urbanas. Veía la naturaleza a distancia, como algo extraño y adverso. La palabra ‘pagano’, que englobaba a todos los no cristianos, significa etimológicamente ‘habitante del campo’. Todas las tradiciones religiosas indígenas mantienen un vínculo muy estrecho con la naturaleza. Son teocósmicas: lo divino se manifiesta en el cosmos y en sus componentes, como la montaña (pachamama).

 El hinduismo y el taoísmo dan culto a la naturaleza; mientras que el confucionismo y el budismo son tradiciones más antropocéntricas, volcadas hacia la conciencia y a las virtudes humanas. El islamismo mantiene una relación singular con la naturaleza. Es una religión semítica, que da culto a la trascendencia de Alá, pero conserva, como el judaísmo, un vínculo estrecho con el entorno ambiental, que se refleja en la distinción entre alimentos puros e impuros, el ayuno, el cuidado con la higiene personal, etc.

 Las religiones aborígenes (ab-origen = que están en el origen de todas las demás) no separan lo humano de la naturaleza. Hay un fuerte sentido de equilibrio y reciprocidad entre el ser humano y la Tierra. Lo que de ella se saca debe ser devuelto a ella.

 Entre las grandes tradiciones religiosas es el hinduismo quien mejor cultiva esa armonía. Toda la India respira veneración sagrada por ríos, animales, árboles y montañas. La veneración por las vacas refleja ese sentido de equilibrio, pues se trata de un animal del que se obtienen muchos productos, desde leche y sus derivados hasta estiércol como fertilizante, y eso es más importante que comerlas.

 Tres grandes desafíos, según el místico catalán Javier Melloni, están inter-relacionados: la interioridad, la solidaridad y la sobriedad. La interioridad nos impele a la vía mística; la solidaridad a  la ética, y la sobriedad a la preservación ambiental.

 Nuestra civilización estará condenada a la barbarie si las personas perdieran la capacidad de interiorización, de hacer silencio, de meditar, de modo que sepamos escuchar las necesidades del prójimo (solidaridad) y el grito agónico de la Tierra (sobriedad). Urge someter la ecología a la ecosofía, a la sabiduría de la Tierra, en expresión de Raimon Panikkar. No se trata de imponer la razón humana sobre la naturaleza (eco-logos), sino de poner oídos a la sabiduría de la Tierra, para captar lo que ella tiene que decirnos con sus ciclos, sus cambios climáticos e incluso con sus catástrofes.

 A pesar de que ha habido avances en nuestro comportamiento, gracias al crecimiento de la conciencia ecológica (reciclaje, uso del agua, productos ecológicamente correctos, etc.), todavía estamos apegados a un modelo civilizatorio altamente nocivo para la salud de Gaya y de los seres humanos.

 Continuamos consumiendo combustibles escasos y contaminantes y, a contrapelo de todo el movimiento ecológico, nos sumergimos en la ola  consumista que produce cada día pérdidas significativas de la biodiversidad y toneladas de basura derivada de nuestro lujo.

 Tres grandes mentiras necesitan ser eliminadas de nuestra cultura para que el futuro sea ecológicamente viable y económicamente sustentable: 1ª) los recursos de la Tierra no son suficientes para todos; 2ª) debo asegurar mis recursos, aunque otros carezcan de ellos; 3ª) el sistema económico que predomina en el mundo, centrado en la lógica del mercado, y el actual modelo civilizatorio, de acumulación de bienes, son inmutables.

 Nuestro planeta produce hoy alimentos suficientes para 12 mil millones de personas, y está habitado por 7 mil millones. Por tanto no hay exceso de bocas sino falta de justicia. No habrá futuro digno para la humanidad sin una economía de compartimiento y sin una ética de la solidaridad.

 Durante milenios los pueblos indígenas y las tribus desarrollaron formas de convivencia basada en la sustentabilidad, en la armonía con la naturaleza y con los semejantes. ¿Cómo se va a considerar ideal un modelo civilizatorio que, de los 7 mil millones de habitantes del planeta, condena a  4 mil millones a vivir en la pobreza o en función de sus necesidades animales, como alimentarse, abrigarse de la intemperie o educar a sus crías?

Frei Betto

Imagen:
“Los Abuelos”, de la serie: Historia de los Antepasados
Autor: Tomás G.
Uribichá-Guarayos

Santa Cruz-Bolivia

Mi ojo y el madero

marzo 23, 2013

Portal_Predigerkirche_Erfurt

…Hoy, estando en camino para aquí, medité sobre cómo podría predicaros tan inteligiblemente que me comprendierais bien. Entonces se me ocurrió un símil y si lo comprendierais bien, comprenderíais el sentido en que pienso y la esencia de todos mis pensamientos sobre la cual he predicado desde siempre. Y el símil tenía que ver con mi ojo y con el madero: Cuando mi ojo se abre, es un ojo; cuando está cerrado es el mismo ojo, y a causa de la vista, el madero no gana ni pierde nada. ¡Ahora comprendedme bien! Si sucede, empero, que mi ojo es uno y simple en sí mismo y, una vez abierto, fija la vista en el madero, cada uno de ellos sigue siendo lo que es y, sin embargo, en el proceso visual ambos se hacen una sola cosa de modo que se puede decir en verdad: Ojo-madero, y el madero es mi ojo. Mas, si el madero fuera incorpóreo y puramente espiritual como la vista de mis ojos, se podría decir, con toda verdad, que en el procedimiento de mi vista el ojo y el madero se hallaban en un solo ser. Si eso es cierto con respecto a las cosas corpóreas, ¡cuánto más vale para las espirituales! Debéis saber que mi ojo tiene mucha más semejanza con el ojo de una oveja que se encuentra allende el mar y a la que nunca vi, de la que tiene mi ojo con mis oídos, con los cuales comparte la unidad del ser; y esto se debe al hecho de que el ojo de la oveja tiene la misma actuación que tiene, también, mi ojo; y por ello les atribuyo más solidaridad en su actuación que a mis ojos y mis oídos, ya que estos se hallan separados en sus procedimientos.

 

Meister Eckhart
(Turingia, c. 1260 – c. 1328)

Fuente:
El Maestro Eckhart. Obras Alemanas. Recopilación y traducción Ilse M. de Brugger.

El vuelo del Samandar 2

septiembre 12, 2012

¡Última hora!

El Jurado del Concurso de haikús “El Vuelo del Samandar”, integrado por Roberto Manzano, Rafael Acosta de Arriba y Jorge Braulio Rodríguez, luego de valorar los textos presentados por 56 autores, acordó:

Otorgar 3 premios, con igualdad de categorías, a los siguientes autores:

María Elena Quintana
Marcel Lueiro
Rafel Carballosa

-Asimismo, se concedieron Menciones a:

 Jans Sosa
Sergio García Zamora

¡Felicidades a todos los galardonados!

El vuelo del Samandar

junio 25, 2012

Concurso de Haiku

“El vuelo del Samandar”

La Casa de Asia, el Museo de Orfebrería y la Casa de la Poesía de la Oficina del Historiador de la Ciudad, convocan a un concurso de haikus que se regirá por las siguientes bases:

1. Podrán participar todos los escritores cubanos residentes en el país.

2. Cada autor concursará con diez haikus inéditos, de tema libre.

3. El conjunto se enviará en formato digital, por correo electrónico, con las siguientes características: Times New Roman 12, a espacio y medio, enviado a poeta@gc.patrimonio.ohc.cu, en archivo adjunto o en el cuerpo del correo. También podrá ser entregado, debidamente impreso o mecanografiado, en Muralla 63 entre Oficios e Inquisidor, La Habana Vieja.

4. Se otorgarán tres premios de igual categoría, además de un premio especial a un haiku, que podrá coincidir o no con los anteriormente premiados. En caso de considerarlo necesario, el jurado podrá declarar los premios desiertos.

5. Los premios consistirán en piezas decoradas, elaboradas por el grupo de artesanos artistas “Yadegar”.

6. Gracias a la cortesía de Ediciones Pájarocarpintero, los conjuntos premiados se imprimirán y encuadernarán artesanalmente, a manera de folletos promocionales, para ser presentados en La Casa de la Poesía.

7. Esta convocatoria estará abierta hasta el miércoles 15 de agosto de 2012.

8. La ceremonia de premiación será anunciada como parte de las actividades de cierre del verano.

9. La participación en el concurso implica la aceptación de sus bases.

Marina Abramovic

mayo 13, 2012

Fui dichoso al asistir al ceremonial donde se le entregó el Doctorado Honoris Causa a Marina Abramovic. Tan entrenada para controlar sus emociones, en la tarde de ayer no pudo evitar las lágrimas, ni que se le quebrara la voz cuando agradecía este reconocimiento otorgado por el ISA-Universidad de las Artes.

Habló de su vida, de la formación que recibió en el seno familiar. Soy hija de partisano, dijo, y con mi padre aprendí que una causa es más importante que el individuo. Dijo también que se consideraba un soldado del arte, con todas las implicaciones que tiene dedicarse por entero a una causa. El precio puede ser la soledad, el sufrimiento, y hasta no poder formar una familia propia. Dijo que el artista tiene una función muy importante en la sociedad, que debe ser su siervo y su oxígeno. Que el arte debe ser inquisitivo, cuestionador, una vía para la elevación del espíritu humano.

 Dijo que en los pocos días que había estado en Cuba -a pocas horas de su arribo tuvo su primer encuentro con un grupo de estudiantes de la Facultad de Artes Plásticas-, había percibido el clima de creatividad, la energía espiritual que emanaba de las hermosas cúpulas de nuestra facultad. Que los cubanos teníamos corazón. Y todos los presentes comprendimos que no se estaba refiriendo al órgano biológico, sino al kokoro de los japoneses, que también alude al alma impregnada de lo bueno, a la espiritualidad, a la cortesía.

 Tuve esa dicha. Y la miré a los ojos y sentí calidez y transparencia.

Tarde de mayo
Una mujer me pide
que la abrace

Día Mundial de la Poesía

marzo 21, 2012

Declamación de poemas_Festival del Bote del Dragón_China_Foto UNESCO

  «En un mundo que está en plena mutación, sacudido por un vértigo de cambios y transformaciones sociales, los poetas acompañan los movimientos cívicos y atinan tanto a sacudir las conciencias por las injusticias del mundo como a conmoverlas por su belleza. Nosotros vemos también las posibilidades que ofrecen las nuevas tecnologías y los breves mensajes que circulan por las redes sociales para conferir un nuevo aliento a la poesía y favorecer la creación y el intercambio de poemas o versos capaces de dilatar nuestra relación con el mundo.»

Mensaje de la Sra. Irina Bokova, Directora General de la UNESCO, con motivo del Día Mundial de la Poesía, 21 de marzo de 2012

 

La poesía contribuye a esta diversidad creativa al cuestionar de manera siempre renovada la manera en que usamos las palabras y las cosas, nuestros modos de percibir e interpretar la realidad. Merced a sus asociaciones y metáforas, y a su gramática singular, el lenguaje poético constituye, pues, otra faceta posible del diálogo entre las culturas. Diversidad en el diálogo, libre circulación de las ideas por medio de la palabra, creatividad e innovación: es evidente que el Día Mundial de la Poesía es también una invitación a reflexionar sobre el poder del lenguaje y el florecimiento de las capacidades creadoras de cada persona.

Cada año, el 21 de marzo, la UNESCO celebra el Día Mundial de la Poesía. La decisión de proclamar el 21 de marzo como Día Mundial de la Poesía fue adoptada durante la 30ª reunión de la UNESCO celebrada en París en 1999.

De acuerdo con la decisión de la UNESCO, el principal objetivo de esta acción es sostener la diversidad de los idiomas a través de la expresión poética y dar a los que están amenazados la posibilidad de expresarse en sus comunidades respectivas. Por otra parte, este Día tiene por objeto apoyar la poesía, la vuelta a la tradición oral de los recitales de poesía, promover la enseñanza de la poesía, el restablecimiento del diálogo entre la poesía con las demás manifestaciones artísticas, como el teatro, la danza, la música, la pintura […]

Fuente: Organización de Naciones Unidas